03 junio, 2008

El sabor de la sandía


Pues El sabor de la sandía empieza así, con una mujer con una sandía entre sus piernas simulando el sexo femenino...
Esta película la vi hace algunos años en el cine (y en versión original). Éramos pocos en la sala pero conforme avanzaba la película la gente se salía para no volver a entrar. Al final me quedé sola con mi parte contratante viendo esta película que se supone es una comedia erótica. Es del director Tsai Ming Liang.

La verdad es que el tema de la película me viene que ni pintado por todo lo que está ocurriendo aquí y ahora (me refiero al tema de la sequía). Más o menos la película trata de la sequía que asola en Taiwán y debido a los cortes de agua las autoridades recomiendan tomar zumo de sandía para refrescarse. La protagonista en cuestión se dedica a llevarse cubos de agua de los sitios públicos y se cruza con el otro protagonista. Un chico que le había vendido un reloj hace años y que ahora se dedica a ser actor porno dos pisos más arriba donde vive la chica. Por supuesto se enamoran pero él no le cuenta nada a ella... Las escenas de sexo son del todo explícitas (y hay muchas)

En mitad de la película el director nos arranca una carcajada con escenas musicales de lo más coloristas. A mí la que más me gustó fue la del hombre-pene. Escena que pongo en el vídeo que muestro a continuación y que utilicé para la presentación de El club de la esquina.
Las escenas musicales evidentemente están relacionadas con el argumento de la película y son la nota positiva de todo el drama (y si no atentos a la letra)

Es una película que muestra a sus personajes tal y como son. Sus días largos y aburridos, en la compra, en la casa... Puede parecer lenta porque no tiene mucho diálogo. De hecho la única frase que dice la chica en toda la película es: "¿todavía vendes relojes?". Pero creo que la falta de diálogo es esencial para lo que simboliza la película, porque para mí más que una sequía en una ciudad simbolizó la sequía de espíritu en general. ¿Por qué vamos a hacer algo si nos podemos dejar llevar por el hastío?

El final de la película puede parecer un poco violento y como no lo voy a contar yo lo entendí como una metáfora del fin de la sequía. Aunque en ocasiones pueda parecer una película pornográfica es un casamiento entre el sexo y el amor y tampoco es plan de ponerse la máscara puritana.

Es una película que me costará olvidar...

video

6 comentarios:

Alegria De La Huerta dijo...

No llegué a verla pero tal como la explicas no me la tendría que perder. El video no tiene desperdicio, lo que no sé si ha sido la mejor elección escucharlo mientras Deluxe sonaba de fondo.

POr cierto, interesante y para ser estudiado eso de que solo dos personas soportasen el hecho de ver una película con escenas explícitas de sexo en público.

BlitzKrieg dijo...

Ta graciosa, pero no entiendo lo de los conos...

javi dijo...

esta peli la tenía desde hace tiempo y anoche me decidí a verla debido a lo que cuentas de ella

es... totalmente... desconcertante, dime más!!!

javi dijo...

feliz cumpleaños lolita!

Mirko dijo...

Pelis más raras ves, Lolitilla...

begusa dijo...

la vi anunciada en el cine y desde el primer momento me llamó muchíísimo la atención... pero no encontré con quién ir y al final... la quitaron... luego la conseguí en vídeo y... me alegré inmensamente de no haber pagado por tremendo bodrio... aunque... esas coloristas escenas musicales... no tienen precio.. jajaja